Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar
Prótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superior
Prótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superiorPrótesis myoeléctricas miembro superior

Prótesis myoeléctricas miembro superior

Las prótesis myoeléctrica infantil es la primera prótesis con movimiento que se coloca durante los primeros años de vida.
Alrededor del año y medio de edad o dos años, después del periodo con prótesis  se lleva a cabo un estudio sobre la musculatura del niño para saber si los impulsos eléctricos existen y sobre todo, dónde son más fuertes, ya que la correcta colocación de los electrodos en el posterior encaje es FUNDAMENTAL para un correcto funcionamiento de la prótesis.

Las prótesis myoeléctricas infantiles están formadas por un encaje, una estructura interna (para casos de muñones largos o dificultad de vacío), una estructura externa y el terminal: la mano. El encaje guarda el espacio para los electrodos, encargados de recoger el impulso eléctrico y transmitirlo hasta la terminal. Para ello necesita unas baterías y un procesador, para asegurarnos de que la señal que llega es la correcta.

A medida que el niño va creciendo se incorporará la prono supinación, un elemento muy importante que nos permitirá el giro de muñeca para mejorar así la experiencia de agarre.

La utilización de la prótesis durante la infancia y la adolescencia es primordial para el correcto desarrollo, tanto óseo como muscular, del resto del cuerpo. Una utilización continuada de la prótesis nos garantiza una estabilidad y simetría muscular tanto en hombros, como en cervicales, como en lumbares.

Servicios Relacionados